Seta Pardilla

El olor de esta seta llamada «ilusoria» recuerda al de la harina, y es muy distinto del de la «pardilla». Para finalizar, tiene láminas escotadas y menos numerosas, aparte de que con la madurez se vuelven rosas, mientras que de que las de Clitocybe nebularis siempre son cremas. Láminas decurrentes, ocasionalmente muy decurrentes, desiguales, apretadas y de forma fácil separables de la carne, de color gris pálido o crema. De 6 a 12 x 1,5 a 3,5 cm, de subcilíndrico a claviforme, robusto, fibroso, macizo de joven, después hueco; superficie casi lisa o con alguna fibrilla longitudinal, de color similar al del sombrero o algo más pálido. Es muy dañina su confusión con la seta Entoloma lividum, parecida a simple vista, pero tiene láminas amarillas al principio y después rosadas, el pie blanco y el olor harinoso es distinto. La grande parece que tiene las láminas decurrentes, las otras no.

Las láminas de la grande apretadas, y las otras mucho más espaciadas. El pié de una de las pequeñas, largo, aun más largo que el diámetro del sombrero. Es frecuente su confusión con Entoloma lividum (engañosa). Todas las temporadas se generan novedades sobre intoxicaciones y las consecuentes hospitalizaciones de apasionados que han confundido estas 2 especies.

Galería Multimedia Pardilla

Hongo de la familia de las Tricholomáceas y género Clitocybe. Sombrero de color pardo grisáceo característico con la área cubierta de una pruína que forma una película blanquecina. Láminas un tanto decurrentes de color cremoso. Pie robusto, fibrilloso y de color blanco grisáceo, carne blanquecina cremosa de un fragancia complejo muy aromático y casi indefinible. Pie de 6-13 X 1,5-3,5 cm, claviforme, robusto, sustancioso, fibroso, macizo de joven y hueco en los ejemplares maduros, área con fibrillas longitudinales de color pardo-grisáceo; base con micelio blanco y rebosantes restos de sustrato. Es necesario ser cuidadosos para no confundirlo con el tóxico Entoloma lividum, de color mucho más claro y con fibrillas radiales.

seta pardilla

Hace aparición en muchas zonas de la provincia de Soria y la vamos a poder conseguir formando enormes corros. Las fotografías tal vez fabricadas en el propio terreno nos darían mucho más y mejor información visual. El pie, más pálido que el sombrero, se engrosa hacia la base, donde tiene un aspecto algodonoso. El almacenaje o acceso técnico es necesario para la finalidad legítima de guardar preferencias no solicitadas por el abonado o usuario. Como por las fotografías es bien difícil determinarlas, yo te recomendaría que te acercaras a la asociación micológica de Pola de Siero, donde sin duda te dirán de que especie se habla. Ahí tienes por lo menos 2 especies,y la que podía ser pardilla esta muy deteriorada…no te las comas…

Pardilla, Seta De Brezo, Seta De Berecol

Es requisito ser cautelosos y consumirla en proporciones pequeñas. Cilíndrico, de color pardo – grisáceo, fibroso y de 9 x 2 cm. Muestra láminas de color crema – amarillento, algo decurrentes o adnadas y tiene intercaladas laminillas. Es una seta muy valorada y consumida en Euskadi y Navarra. Debe consumirse con mucha moderación por el hecho de que resulta indigesta a bastantes usuarios.

En nuestros Montes de Soria puedes localizar multitud de setas comestibles muy valoradas. De gusto dulce y fragancia característico que se torna en desagradable al madurar. Lisa y de color pardo – grisácea, seca, con fibrillas radiales y margen incurvado. Es una clase saprofita, común y recurrente que habita en toda clase de bosques, de suelos calizos o silíceos, incluso es habitual encontrarla en las praderas de montaña, en torno a especies arbustivas, como brezo y boj.

Es buen comible para varias personas, pero muy mal tolerada y claramente indigesta o tóxica para otras.

Clase otoñal que crece tanto en bosque de hoja como de conífers, en brezales, páramos, etcétera, formando enormes círvulos o ristras. El almacenaje o acceso técnico que es utilizado exclusivamente con fines estadísticos. Es una especie muy común en Soria que aparece en muy variados lugares, desde bosques de pinos, hayas, praderas con arbustos, … A la hora de fructificar lo hace, de manera abundante, con apariencia de corros o círculos. Síndrome Gastrointestinal Grave, con efectos muy veloces y violentos. Los síntomas se muestran en una hora y pueden durar hasta 2 semanas, puede ser mortal.

Entoloma Lividum

Resulta necesario aprender a diferenciar claramente las especificaciones morfológicas de ambas, fijándose atentamente en las láminas de Entoloma lividum, que nunca son decurrentes y su color evoluciona de crema-amarillo a rosa. De adnatas a decurrentes estrechas, prietas, con lamélulas; se apartan con facilidad del sombrero al rasparlas con la uña, de color blanquecino a crema. Apretadas, decurrentes, color crema, separables de forma fácil del sombrero. Clitocybe nebularis es una especie tardía que hace aparición bien entrado el otoño y persiste incluso hasta diciembre.

Pardilla

Se puede parecer a Clitocybe claviceps, pero este es más extraño y pequeño y asimismo es comible. La carne es blanca, primero firme, luego blanda. La pardilla es una seta con el sombrero convexo o acampanado al principio. Entonces se marcha aplanando, aunque mantiene el borde enrollado durante mucho tiempo y, frecuentemente, el mamelón central. Al final se estira, se ondula el borde, e inclusive puede llegar a deprimirse. El almacenaje o ingreso técnico que es empleado exclusivamente con fines estadísticos anónimos.

Causa el 75% de las intoxicaciones en el País Vasco. Es conveniente tener presente que la venenosa Entoloma Lividum es muy similar, diferenciándose en que las laminas no son decoradas y que el color de la misma es rosáceo. Si las vuelves a localizar sácales una fotografía con la luz del día. El inconveniente es que no semejan pardinas asturianas , ni pardillas de las otras . Eliminar cutícula y cocinar por lo menos durante 30 minutos. Con forma elipsoidal, llanas, hialinas y no amiloides.